El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó ayer una actualización de la relación de 2.008 medicamentos homeopáticos que han solicitado la autorización para su comercialización de acuerdo a lo establecido en el RD 1345/2007, de 11 de octubre

La resolución de 21 de diciembre de 2018, de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, publicada ayer martes en el BOE, actualiza el anexo I de la Resolución de 29 de octubre de 2018, por la que se establece la relación de medicamentos homeopáticos para los que se ha comunicado la intención de adecuación al Real Decreto 1345/2007, de 11 de octubre
 
Con la finalidad de establecer la relación completa de medicamentos homeopáticos a los que se refiere la disposición transitoria sexta del Real Decreto 1345/2007, de 11 de octubre, para los que se ha comunicado la intención de adecuación al referido real decreto, en la forma establecida en la Orden SSI/425/2018, de 27 de abril, desde la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) se ha considerado precisa la actualización del anexo I de la Resolución de 29 de octubre de 2018.

La preocupación por la Sanidad vuelve a incrementarse entre los españoles, como lo demuestra el último barómetro hecho público por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS). Tras los datos registrados se observa en relación a este parámetro un aumento de más de dos puntos con respecto al barómetro de noviembre, y  que sitúa la inquietud por los temas sanitarios en quinto lugar respecto a los principales problemas que, en estos momentos, afectan al país

El paro, los políticos, la corrupción, la economía, la sanidad y la inmigración se encuentran en el ránking de las preocupaciones de los españoles, tras los datos del último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), difundidos en la víspera de Reyes.

El paro se sitúa en primer lugar con un 59,2%, seguido de los políticos y de la situación política (29,8) y la corrupción y el fraude (24,7%). A continuación se apunta a los problemas de la economía (22,6), mientras la sanidad y la inmigración registran, prácticamente, el mismo porcentaje: 12, 9% y 12,5%, respectivamente.  Respecto a la Sanidad se observa un incremento de casi dos puntos, con respecto a los resultados del mes anterior (10,8%).

Minimizar los niveles de falta de adherencia es "una parte clave" de la práctica de atención médica de alto valor, según constatan investigadores de Johns Hopkins Medicine (Estados Unidos) que han estudiado cómo identificar mejor a los pacientes que no siguen correctamente las indicaciones terapéuticas, según publica la revista 'Pediatric Nephrology'

El estudio, publicado en la revista 'Pediatric Nephrology', se ha realizado en una población de jóvenes con enfermedad renal crónica, pero contiene consejos sobre cómo realizar un seguimiento de la no adherencia de manera más general.
 
Los investigadores concluyeron que la combinación de la tecnología con las opiniones de los médicos, además del seguimiento de si los pacientes retiran su medicación en las farmacias puede ser una opción. "Queremos lograr mejores maneras de descubrir quién no es adherente para poder enfocar mejor nuestros esfuerzos en aquellos pacientes que pueden necesitar más asistencia o recursos específicos. Hay recursos que podemos proporcionar para aumentar la adherencia si sabemos quién los necesita", explicó la primera autora del estudio, Cozumel Pruette.

Los alimentos nocivos causan más de 200 enfermedades en todo el mundo, incluyendo algunos tipos de cáncer, y ponen de relieve cómo la seguridad alimentaria y la lucha para erradicar el hambre van mucho más allá de los problemas relacionados con la producción y la distribución de alimentos, de ahí que la ONU haya dispuesto una serie de actuaciones para este año en torno a esta problemática

Las enfermedades de transmisión alimentaria afectan a unos 600 millones de personas cada año y suponen un grave problema para la salud humana, en especial la de los niños pequeños y la de quienes viven en regiones del mundo de bajos ingresos. Además, los alimentos nocivos contribuyen de forma positiva al comercio, al empleo y a la reducción de la pobreza.
 
La ONU considera clave el papel desempeñado por la Comisión del Codex Alimentarius -dirigida conjuntamente por la  FAO y la OMS- y el Acuerdo de la Organización Mundial del Comercio sobre la Aplicación de Medidas Sanitarias y Fitosanitarias en el ámbito de la inocuidad alimentaria. La FAO colabora estrechamente con los Estados miembros para mejorar la capacidad para cumplir los requisitos internacionales y contribuir a formular las normas que rigen la inocuidad alimentaria.

Con la activación de servicios de emisión en Cataluña, se cubre un hito importante para completar el mapa de implantación de la historia clínica interoperable en el conjunto del Sistema Nacional de Salud. De esta forma, y según ha informado el Ministerio de Sanidad, se incrementa de manera sustancial la accesibilidad de información clínica electrónica interoperable para 7.890.000 personas, lo que supone un total de 42.809.000 personas en el total del SNS, y permite alcanzar una cobertura en HCDSNS del 94,64% sobre la población atendida por el Sistema Nacional de Salud

El Departament de Salut está realizando gestiones para que los informes de su población puedan ser consultados en el resto del Sistema Nacional de Salud y está previsto que en los próximos meses los médicos catalanes puedan acceder a la historia clínica de pacientes de otras comunidades autónomas. De esta forma se suma al  proyecto común de la Historia Clínica Digital Interoperable del Sistema Nacional de Salud (HCDSNS) que ahora da sus últimos pasos para la culminación de su implantación generalizada
 
El Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social junto con las comunidades autónomas y el Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (INGESA, gestor de la atención sanitaria en Ceuta y Melilla),  llevan más de una década trabajando en la interoperabilidad de los informes clínicos electrónicos. El objetivo de este proyecto del SNS es mejorar la atención que se presta a los ciudadanos cuando demandan asistencia sanitaria en sus desplazamientos geográficos, garantizando el acceso a una serie de conjuntos de datos clínicos del paciente, generados en cualquier Servicio Autonómico de Salud.